Jump to main content or area navigation.

Contact Us

Region 1: EPA New England

Aire, agua y terreno más limpios—El legado de 35 años de la EPA y la esperanza futura en ingl├ęs

Note: EPA no longer updates this information, but it may be useful as a reference or resource.

Para Robert W. Varney
2 de diciembre de 2005

La Agencia de Protección Ambiental de Estados Unidos celebra 35 años hoy, creada por una orden ejecutiva emitida por el presidente Nixon el 2 de diciembre de 1970.

La creación de la Agencia de Protección Ambiental de EE.UU. (EPA, por sus siglas en inglés), y su misión de proteger la salud humana y el medio ambiente de la nación, fue precipitada por la existencia de una contaminación rampante y altamente visible—evidenciada por ríos que literalmente se prendían en llamas y fluían con desechos humanos e industriales, pueblos construidos sobre sitios contaminados por desechos tóxicos y una contaminación atmosférica letal.

Desde ese entonces, nuestra nación ha estado comprometida en un esfuerzo de relevo generacional que ha creado un medio ambiente más limpio y más saludable para todos los estadounidenses. La dedicada fuerza laboral de la EPA ha sido instrumental en la implantación de protecciones históricas para lograr un aire y agua más limpios, para limpiar los desechos tóxicos en las comunidades, para proteger la capa de ozono que rodea el planeta Tierra y asegurar un suministro alimenticio sano y abundante. La Ley del Aire Limpio por sí sola ha salvado centenares de miles de vidas y ha evitado que millones de personas más sufrieran severos problemas respiratorios.

El programa de Superfund de la EPA, establecido por el Congreso para abordar el problema de los peores sitios de desechos peligrosos más contaminados de la nación, está celebrando su vigésimo quinto aniversario este mes. Dicho programa Superfund ha limpiado cerca de mil sitios hasta la fecha. Un ejemplo es Londonderry, New Hampshire ubicado en el antiguo sitio del Garage Tinkham en el cual se realizó la limpieza de 375 acres de suelos contaminados y aguas superficiales y terrestres contaminadas. Dicho proceso ha creado una parcela revitalizada en la comunidad que ahora está siendo utilizada como una instalación comercial y de viviendas para adultos de edad avanzada.

Después de 35 años, la EPA continúa logrando avances. El mes pasado, la agencia publicó un informe anual que pone de manifiesto el progreso realizado en el 2005. Estos éxitos incluyen las primeras regulaciones nacionales en la historia que han regulado el mercurio proveniente de las emisiones de las plantas energéticas; una regulación de la contaminación atmosférica interestatal diseñada para reducir dramáticamente las emisiones de las plantas energéticas de otros contaminantes de aire dañinos; y una campaña agresiva para reducir la contaminación proveniente de los motores diésel. La EPA también ha anunciado $76.7 millones en fondos concesionarios para los sitios denominados “brownfields” para este año a fin de evaluar, limpiar y revitalizar los sitios abandonados en 45 estados.

También en el 2005, la EPA y sus socios estatales alcanzaron los niveles requeridos por los estándares de calidad de agua en un ocho por ciento adicional de las aguas nacionales que anteriormente habían estado deterioradas. Nacionalmente, las acciones de acatamiento de la Agencia han reducido, tratado o eliminado más de 1.1 mil millones de libras de contaminantes. Mientras estos son tan sólo algunos ejemplos, los números narran una historia impresionante.

En la actualidad, los éxitos de la EPA dependen más que nunca en la colaboración con socios que son cada vez más capaces y conscientes del medio ambiente. A diferencia de 35 años atrás, los gobiernos estatales y locales ahora dedican conocimientos y recursos considerables hacia la protección del medio ambiente. Estos gobiernos frecuentemente necesitan mayor ayuda de la EPA como un socio. Esto significa el brindarle nuevas soluciones flexibles además del apoyo científico y técnico que ellos necesitan para cumplir con sus metas medioambientales.

Trabajando juntos con aquellas entidades que nosotros regulamos es también importante. Aquí en la región de Nueva Inglaterra, la habilidad de la EPA de atender los asuntos en colaboración con las comunidades locales, las agencias reguladoras estatales y el sector comercial es cada vez más crítico para nuestra misión.

La EPA también está respondiendo a una creciente necesidad de atender los problemas ambientales globalmente. La semana pasada, un equipo de investigadores chinos apoyados por la EPA publicó un estudio delineando las estrategias para dramáticamente reducir las emisiones de gases de invernadero y contaminantes atmosféricos en preparación para los Juegos Olímpicos de Verano del 2008. El estudio encontró que las tecnologías y políticas de energía limpia en Beijing podrían reducir las emisiones anuales de bióxido de carbono hasta el 22 por ciento para el 2010 y la contaminación por materia particulada que perjudica la salud hasta el 40 por ciento cada año. Este proyecto es parte de un esfuerzo mayor de la EPA por transferir enfoques orientados hacia los resultados que han sido exitosos aquí en los Estados Unidos a países en desarrollo.

La misión de proteger nuestro medio ambiente ha recibido apoyo bipartidista por 35 años. Todos dependemos del agua potable, alimentos y aire limpios y sanos para respirar. Aún cuando todos reafirmamos nuestros esfuerzos a favor de la protección ambiental continuada en los años venideros, todos los estadounidenses deben reflexionar en los 35 años de progreso excepcional que han producido resultados tangibles para un medio ambiente más limpio que todos disfrutamos. En esta carrera de relevo trans-generacional que caracteriza nuestra labor por proteger el medio ambiente, nuestra generación debe sentirse orgullosa de nuestra labor por lograr un aire más limpio, un agua más pura, y una tierra más saludable que producirá mejoras mayores tan palpables como los que celebramos hoy.

 

Jump to main content.